Escalar en soledad: "Análisis de las últimas cronoescaladas del Giro"

Hoy hay una cita importante en el Giro. Hoy es un día grande. ¿Por qué? Porque hoy puede quedar sentenciada la carrera en los 26,8 kilómetros de cronoescalada que conducirán a los ciclistas hasta la Cima Grappa. El colombiano Quintana puede reafirmarse en el liderato o puede ver cómo sus inmediatos perseguidores le recortan tiempo y dejan una carrera totalmente abierta para la jornada del sábado con final en el temible Zoncolan.
El Giro suele ser la gran vuelta más exigente y dura del World Tour. Cada año los organizadores intentan darle una nueva vuelta de tuerca a la carrera y hacerla más dura y espectacular para el espectador. De las últimas siete ediciones del Giro, cinco (contando la de este año 2014) han tenido una cronoescalada en su recorrido. En Road and Mud queremos hacer un análisis de estas últimas cronoescaladas con la intención de encontrar una especie de patrón de comportamiento para que así nos sea más fácil descifrar qué es lo que va a pasar hoy.
Aquí os dejamos una tabla en la que desmenuzamos de forma somera las contrarreloj que ha habido en el Giro desde 2008 hasta este 2014.
Año
Recorrido
Etapa
Kms. totales
Kms. subida
% medio
2014
Bassano del Grappa- Cima Grappa
19ª
26,8
19,3
7,90%
2013
Mori-Polsa
18ª
20,6
16,4
5,20%
2011
Belluno-Nevegal
16ª
12,6
6
10,00%
2010
San Vigilio di Marebbe-Plan de Corones Kronplatz
16ª
12,9
12,9
8,50%
2008
San Vigilio di Marebbe-Plan de Corones Kronplatz
16ª
12,9
12,9
8,50%
2008, San Vigilio di Marebbe-Plan de Corones Kronplatz
En 2007, Alberto Contador se vestía de amarillo en el Tour de Francia después de que el Rabobank excluyera de la carrera, por sospechas de dopaje, a su corredor y hasta entonces líder de la carrera, el danés Michael Rasmussen. Contador no desaprovechó la oportunidad y ese año ganó su primer Tour.
Al año siguiente fichó por los kazajos del Astaná, equipo que, a la postre, fue vetado y no pudo participar en la ronda francesa. Ante la imposibilidad de poder defender su corona en Francia, el escalador español cogió su bicicleta y se plantó en Italia con la idea de ganar su segunda gran vuelta. Y nada mal le fue al pinteño puesto que llegó a la cronoescalada con final en Plan de Corones vestido de rosa. Se habían disputado ya quince etapas y los corredores tenían que afrontar una dura cronoescalada. Una lucha contra el cronómetro corta (12,9 kilómetros) pero en la que la dificultad iba aumentando gradualmente. El Plan de Corones es un puerto con un desnivel medio del 8% y la dificultad añadida de que los últimos cinco kilómetros son sobre sterrato,o lo que es lo mismo, terreno sin asfaltar con mucha gravilla y piedras sueltas, lo que endurece mucho la subida. Por si fuera poco, este final de etapa cuenta con rampas que alcanzan el 24% de pendiente: un caramelito.
Contador llegó a la etapa como líder de la carrera pero contaba con una escasa renta de 33” sobre el segundo clasificado, Ricardo Riccó. Sí, hablamos del mismo ciclista que estuvo a punto de morir el año pasado por una insuficiencia renal causada por una mala autotransfusión sanguínea y que ha sido sancionado durante doce años. Un poco más lejos, pero no mucho más, se encontraban ciclistas como Gilberto Simoni o Franco Pellizotti.
Emanuelle Sella, triple vencedor de etapa y ganador de la montaña en aquella edición de 2008 cruzó la meta en primera posición marcando un magnífico tiempo de 40´32”. Poco después, el rubio Franco Pellizotti mejoraba el tiempo de Sella parando el crono en 40´26”. Tiempazo para el actual corredor de Androni que había hecho unos cinco últimos kilómetros de ascensión espectaculares. Luego Simoni no pudo batir ni el tiempo de Pellizotti ni el de Sella, como tampoco lo consiguieron Bruseghin, Menchov, Pozzovivo o Van den Broeck. Tras Simoni solo quedaban por cruzar la meta Riccó y el líder, Contador. Riccó no pudo batir el tiempo de Pellizotti y cedió a treinta segundos. Alberto Contador, que había marcado el segundo mejor tiempo en primer punto intermedio por detrás de Sella, fue de más a menos y solo pudo ser cuarto en la cima de Plan de Corones. Veintidós segundos separaron su tiempo del de Franco Pellizotti que se proclamaba ganador de la etapa. A pesar de no poder hacerse con la victoria de etapa, Alberto consolidó su liderato y en las etapas siguientes aumentó su renta para finalmente proclamarse campeón del Giro de Italia.
Una curiosidad: aquel día un británico del HTC llamado Bradley Wiggins acabó la etapa en el puesto noventa y nueve a 6´43” del vencedor de la etapa. Pero claro, aquello fue mucho antes de ser nombrado Sir.
2010. San Vigilio di Marebbe-Plan de Corones Kronplatz
La experiencia de la cronoescalada de Plan de Corones del Giro de 2008 fue un gran éxito, tanto que la organización la repitió exactamente igual dos años más tarde.
En esta ocasión la situación de carrera era muy diferente aunque, la maglia rosa, como dos años antes, también hablaba español. En la undécima etapa David Arroyo había aprovechado una fuga bidón para situarse con muchos minutos de ventaja sobre los favoritos. Aquel día se vistió de rosa  un jovencísimo Richie Porte.  Tres días más tarde en la décimo cuarta jornada, en la que se subió, como hoy, el Monte Grappa, Porte no pudo aguantar el ritmo de los mejores y perdió el liderato que recayó sobre Arroyo.
En la décimo sexta etapa llegaba la ascensión a Plan de Corones. El talaverano, al que cada vez que había un final en alto le llovían los minutos, no partía ni mucho menos como favorito para hacerse con la victoria de etapa pero se defendió como pudo y finalizó la etapa en la décimo sexta posición parando el reloj a 2´26” del sorprendente ganador de la etapa que ese día fue un rejuvenecido Stefano Garzelli. El italiano no se encontraba ni entre los veinte mejores de la general al comienzo de la jornada pero aun así consiguió hacerse con la victoria parcial. Por debajo del minuto solo estuvieron Cadel Evans y John Gadret. El top ten de la etapa lo completaron Nibali, Scarponi, Basso, Urán, Vinokourov, Cataldo y Petrov. Evans, Scarponi y Vinokourov acabaron el Giro entre los diez primeros. También lo hicieron Nibali, que concluyó en la tercera posición e Iván Basso que resultó el ganador final.
Una curiosidad: el tiempo de Garzelli fue un minuto peor que el marcado dos años antes en la misma etapa por Franco Pellizotti.
Otra curiosidad: en esta etapa, el actual ganador del Tour, Chris Froome, solo pudo ser trigésimo noveno a 3´47” del ganador.
2011. Belluno-Nevegal
En el año 2011, el ya ganador de un Giro de Italia, Alberto Contador, llegaba a la salida de la carrera italiana casi de sorpresa y sin a penas preparación, vamos, poco menos que en chanclas. Por contra de lo que el corredor español pensaba, su punto de forma era muy bueno y se dedicó durante las tres semanas de competición a dar exhibiciones de cómo subir los puertos.
El décimo sexto día de carrera llegaba la subida a Nevegal. Una cronoescalada mucho menos exigente que la de Plan de Corones. La etapa comenzaba con un ligero descenso de unos dos kilómetros seguido una ascensión muy suave y cómoda de unos tres kilómetros y medio. Ahí la subida ganaba inclinación y los siguientes seis kilómetros tenían una pendiente media del 10% para volver a suavizar y terminar con un último kilómetro en torno al 4%. Por tanto, una etapa relativamente cómoda con tan solo seis kilómetros verdaderamente exigentes.
En el primer punto intermedio, situado justo al final de la parte suave, varios buenos rodadores como Pinotti, Clement o Belkov pudieron situarse provisionalmente entre los mejores de la etapa. Incapaces de mantener el ritmo en la parte dura de la crono, los rodadores, salvo Pinotti, desaparecieron de los mejores puestos de la etapa dando paso a los escaladores y a los hombres fuertes de la general.
A Nevegal llegó Contador vestido de rosa y no solo mantuvo la maglia sino que volvió a demostrar su superioridad con respecto a los demás rivales. Se impuso en la línea de meta por delante de Nibali, que fue segundo a 34” y de Scarponi, tercero a 38”. Alberto ganaba así su segunda etapa en el Giro de 2011. La mayor parte de los puestos de honor de la etapa los ocuparon ciclistas que más tarde hicieron top ten o que anduvieron cerca de conseguirlo. No es casualidad que los tres mejores de la etapa ocuparan los tres puestos del podio el último día en Milán.
Hace dos años Contador fue desposeído de esta victoria en el Giro debido a su positivo por Clembuterol, así que el ganador final fue Scarponi que fue tercero en la cronoescalada. La victoia de etapa tras la descalificación de Contador fue a parar a las manos de Vicenzo Nibali.
Otra curiosidad: por si te lo preguntas, ni Wiggins, ni Froome corrieron el Giro en 2011. 
2013. Mori-Polsa
La última cronoescalada disputada en el Giro de Italia fue la que tuvo lugar el año pasado entre las localidades de Mori y Polsa. El recorrido del parcial era más o menos el siguiente: primer kilómetro y medio de falso llano, seis kilómetros al 6,6% seguidos de un descansillo de unos seis kilómetros muy suaves que incluyen un pequeño tramo de descenso para acabar con casi siete kilómetros al 6,6%. En total 20,6 kilómetros de etapa sin una dureza excesiva aunque ni mucho menos fáciles.
El año pasado, Rigoberto Urán aprovechó la vigilancia a la que estaba sometido su líder Bradley Wiggins para demarrar en la primera llegada en alto y ganar los segundos suficientes como para situarse provisionalmente en el podio, pero no los suficientes como para arrebatarle el rosa a Nibali, que se había hecho con el jersey de líder dos días antes en la contrarreloj individual llana en la que se impuso el británico Alex Dowsett. A partir de ahí, el Tiburón del Estrecho se limitó a sentenciar la carrera con suficiencia. Subir a rueda y controlar a los rivales para a falta de tres kilómetros lanzar un ataque definitivo para el que los rivales no encuentran réplica. Así venció por ejemplo en la épica etapa de las Tres Cimas de Lavaredo.
El día de Polsa, poco a poco fueron llegando los corredores a la meta. Allí, el asturiano Samuel Sánchez marcó el mejor tiempo en la línea de llegada, aunque todavía faltaban por llegar los gallos. Sentado en el set de televisión, el ex Euskaltel veía como nadie era capaz de batir su tiempo y soñaba con resarcirse de su mal Giro logrando una importante victoria para el equipo naranja. Ni Cataldo, ni Majka, ni Betancur, ni Urán… iban llegando los corredores pero ninguno podía con Samu. El que más cerca estuvo fue el Cannondale Damiano Caruso pero tampoco lo consiguió. Pero Nibali no estaba dispuesto a regalar nada en su Giro. Era él quien tenía que inscribir su nombre en la cima de Polsa el año en el que había dominado la corsa rosa con una superioridad abrumadora. Cruzó la meta Nibali y pulverizó el tiempo de Samuel Sánchez y el de todos sus rivales que quedaron a más de un minuto del italiano. Entre los hombres importantes de la general hubo pocas diferencias. Casi todos se distanciaron entre sí en una horquilla de tiempo de 30¨. Mucha igualdad. Tanta igualdad entre ellos como superioridad mostró Nibali.
Último dato curioso: Sir Bradley Wiggins no disputó esta etapa. Cuando tuvo lugar el corredor del Sky ya había abandonado el Giro.
2014. Bassano del Grappa-Cima Grappa
Lo que pase este año lo sabremos hoy, así que no pierdas detalle de la retransmisión a través de tu ordenador y si quieres estar informado al minuto no te olvides de seguir en Twitter a @_RoadAndMud.
Conclusiones
Después de este análisis podemos llegar a las siguientes conclusiones:
A)Las cronoescaladas siempre están situadas al final de la competición. ¿Y si algún año a los organizadores les da por poner la cronoescalada en la primera semana o en la segunda como muy tarde? ¿Qué pasaría?
B)La etapa se la disputan los hombres fuertes de la general, normalmente escaladores puros. Como mucho hay algún buen puesto de uno o dos especialistas contra el crono con capacidad para defenderse hacia arriba, pero siempre quedan lejos de la lucha real por la victoria de etapa.
C)Influye mucho en el desempeño de la etapa el estar disputando la general o no. Muchos ciclistas solo quieren terminar la etapa sin pegarse una paliza tremenda, llegar al hotel y descansar.
D)Parece que el favorito para la victoria hoy es Nairo Quintana. Si lo consigue tendrá medio Giro en el bolsillo y solo una pájara suya o un magistral movimiento táctico de algún rival podría privarle de llegar a Trieste vestido de rosa.
E)Saber a ciencia cierta lo que pasará es imposible.

Una vez leído esto, ya estás puesto antecedentes, al menos los más recientes y estás listo para disfrutar de la etapa. ¡Que te aproveche la cronoescalada de hoy!

Escrito por
@AbdonRV
Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s